Trail Running Salomon Correr

Aprende a correr

12 noviembre, 2012

Correr se trata, en el fondo, competir contra uno mismo.

Es sencillo obsesionarse en los datos de tu pulsómetro, GPS, temas fisiológicos como las cantidades de VO2 máx y el umbral anaeróbico. Continuamente nos olvidamos de que cuando suena el pistoletazo de salida de una carrera, lo único que importa es tu capacidad para ejecutar tu estrategia de carrera y seguir tirando cuando el cuerpo y la mente estén gritando que pares y descanses.

La capacidad de tirar durante una carrera es en realidad una habilidad. Esta habilidad hay que entrenarla a no ser que seas un ‘natural’.

Inconscientemente, la prioridad del cuerpo es sobrevivir. Tu cuerpo gritará que te detengas, pero en tu mente debes adelante para conseguir una nueva marca personal. Forzar el cuerpo más allá de sus límites y probarse uno mismo al hacerlo.

El entrenamiento para esta batalla no trata solo sobre el aumento de su tolerancia al dolor, sino de capacitar tu cuerpo para los desafíos que surjan en una carrera.

El extra de fatiga y dureza que suponen los últimos km de una carrera no se pueden entrenar conscientemente. A medida que entrenas progresarás cumpliendo tus metas en el entrenamiento, pero nunca llegarás a un punto significativamente difícil de completar al mismo ritmo. Durante una carrera, en cambio, siempre se llega a un punto en el que deberás aumentar mucho tu nivel de esfuerzo para mantener tu ritmo perfecto. Hay que diferenciar muy bien los entrenos que te enseñan a como manejar la habilidad de incrementar tu esfuerzo y tirar dejando atrás la fatiga.

“Recuerda que no morirás” o “Todo sufrimiento finito es soportable”. Recuérdalo cuando quieras motivarte. Recuerda superar ese umbral de sufrimiento para entrenar verdaderamente. Pierde el miedo.

La mayoría de los corredores temen correr más rápido porque están preocupados de si serán capaces de terminar su entrenamiento.

¿Cómo responderás en una carrera? ¿Qué harás cuando llegue a la marca de 3 kilómetros de una carrera de 8, y no creas que puedes ir más rápido? La mayoría irá más despacio, por supuesto.

Hay que aprender que siempre se puede ir más rápido y que es esencial para perfeccionarse.

Aprende a correr by